Yo también quiero TRANSformar Madrid

Corazón azul

Corazón azul
Contra la trata de mujeres

La hipocresía del PP

viernes, 22 de mayo de 2009

El Partido Popular vuelve a abordar la cuestión de la interrupción del embarazo como si el tiempo no hubiera pasado. Han transcurrido más de 20 años desde la aprobación de la despenalización de tres supuestos de interrupción voluntaria del embarazo en nuestra legislación, y el PP sigue fiel al dictado de su parte más conservadora.

Hoy el debate no es interrupción si o interrupción no, entre otras razones porque los supuestos se despenalizaron en 1985. Lo que hoy se pretende, en cumplimiento del programa electoral del Partido Socialista, es equiparar nuestra legislación a la de muchos países de la Unión. Una nueva legislación que de solución a los problemas y carencias detectados con la Ley actual, que ofrezca seguridad jurídica a las mujeres y a los profesionales, que garantice la práctica efectiva de los derechos reconocidos por nuestras leyes en todo el territorio y que sea respetuosa con la Constitución. Así, se establece un sistema de plazos complementado con indicaciones que regulan determinados supuestos de carácter médico. Las mujeres podrán, pues, decidir libremente durante las primeras 14 semanas. Asimismo, se sitúa en 16 años la mayoría de edad de las mujeres para decidir, como lo han regulado ya países como Francia, Reino Unido, Dinamarca, Holanda y Suecia. En todo caso, la nueva regulación comparte los criterios fijados por la Comisión de expertos que convocó, en su momento, el Ministerio de Igualdad.

La hipocresía del PP está en que, tras gobernar ocho años y no derogar la Ley de 1985, se opone ahora a una modificación que quiere dar más seguridad y garantías jurídicas y sanitarias que la actual. El PP no ve más allá, no quiere ver que el objetivo de esta nueva Ley de salud sexual y reproductiva es informar, educar, prevenir y reducir los embarazos no deseados.

Por lo demás, cabe recordar que el PP ha recurrido todas y cada una de las leyes que en la anterior legislatura se aprobaron para reconocer derechos y generar seguridad en la ciudadanía, con argumentos que incardinan a la dirección del PP en el sector más conservador de los grandes partidos de la derecha europea. Quizá sea esta la razón por la que los dirigentes populares se sienten aludidos con alguna imagen de las que aparecen en uno de los vídeos del PSOE para las próximas elecciones.

Imprimir

3 comentarios:

aicrag dijo...

Desde luego estos peperos neocones son de lo que no hay. Habría que averiguar que ninguna declarada popular haya abortado para darles en las narices con los resultados, dicen que se matan vidas humanas con los abortos, y en Irak no murió demasiada gente por culpa suya? Dicen que hay que promover formación sexual, y son los primeros en que no hablan de ello con sus vástagos. Dicen No al preservativo, al aborto, a la eutanasia y a tantas otras. Pero acaso no se acuerdan que en sus ocho años de "Sensación de desgobierno" hubieron 500.000 abortos, lo que yo digo, la doble vara, la doble moral, que hay corrupción de otro partido, piden dimisión, si es de ellos, siguen en el cargo hasta que estén entre rejas. En fin, estamos apañados con esta derechona neocón y ultra conservadora. Hay que hacer que no vuelvan a morar en Moncloa. Encantado de haberlo conocido hoy en Palma, magnífico el evento. Se le ve muy poeta. Ojalá esos indignos, abyectos y viles dejen de soltar sapos y Salmones por la boca. Memorable ha sido la "pillada" de vocabulario grueso a la diputada Salmones.

raquel dijo...

Buenas noches:
Yo creo que lo que ha fallado con respecto a la reforma de la ley del aborto, ha sido la más que notable tendencia en los tiempos actuales a eludir los matices y abandonar la comunicación desde el diálogo y el respeto hacia el otro, a saber escuchar, a dejar al silencio el hilo conductor que le corresponde, en lugar de hacer prejuicios, valoraciones y demás comentarios sin una base que realmente sea capaz de sostenerlos; se ha hablado de 14 semanas, 16 años, píldora del día después y no se ha hecho el hincapié suficiente en el hecho de lo que en el fondo esta ley persigue, dar más garantías de seguridad jurídica y profesional a aquellas mujeres que por una razón u otra se enfrentan a esta decisión. Voy a ser sincera, no me gusta hablar de aborto libre, considero que no hay por qué llegar ahí en una sociedad desarrollada como la nuestra, pero, no es menos cierto que, sin embargo, el número de abortos es lo suficientemente elevado como para no plantearse el tema en serio, porque una cosa es evidente, la mayoría de ellos no se acogen a lo dictado por esos tres supuestos que lo despenaliza, otra cosa es que queramos obviarlo, pero la realidad es bien distinta y los más jóvenes ocupan un lugar protagonista, donde a mi juicio, la falta de comunicación libre de tabúes en el hogar, sigue siendo decisiva, no queremos aceptar que los niños van creciendo y que independientemente de que se lleven a cabo o no, pues ésta es siempre una decisión personal, el inicio de las relaciones sexuales es cada vez más temprano, y luego, se puede opinar o concluir lo que se estime más oportuno, pero, no se puede dar la espalda a lo que acontece en la sociedad, aunque ésta obedezca sólo a una parte, porque esa parte también es parte de ese todo donde cualquier cosa puede surgir, luego, considero que se debe dejar de frivolizar en el nombre de moralides y demás prejuicios a cerca de la sexualidad y mirarla de frente, preguntarle y atenderla como realmente merece.

Upeydista dijo...

Saludos.
Interesante lo que cuenta.
¿Podría, por favor, publicar el enlace de su programa de las elecciones generales pasadas donde hablaban de esta propuesta?.
¿Podría citar alguno de los paises de la UE que dejan a sus ciudadanas de 16 años abortar sin el consentimeinto de sus padres?.
Finalmente, yo no soy del PP, pero ¿no cree que los populares no han derogado la ley de 1985 porque creen que está bien y lo que no les parece bien y a lo que se niegan es a las modificaciones que ustedes plantean?
Muchas gracias por permitirme comentar.